Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la POLITICA DE COOKIES, , o
Política de cookies
Club literario Cerca de ti


Club literario El rincón del caminante

El itinerario de la dicha

Alimentemos la vida
con cariño, con vocación
de ayuda a los demás.
Trabajemos, aprendamos,
exploremos con puntos de vista buenos.

No permitamos que se agote el agua,
fuente de vida.
Sepamos lo que nos conviene,
y vayamos por esa hoja de ruta
que alimenta.

Hablemos desde el corazón.
Actualicemos lo que nos sirve.
Hemos de traducir
aquellos sentimientos que no entendamos.

Nos curaremos con criterio,
con empeño y con gracia.
No truquemos las historias
en las que nos inmiscuimos.

Seamos transparentes,
honestos y seguros
en nuestras relaciones cotidianas.
No hace falta la perfección,
pero sí la leatad.

Manejemos nuestras actividades esenciales.
Hagamos transformaciones tranquilas.
No nos basemos
en cuestiones nimias y tempestuosas.
Recojamos la simiente más noble.
Hay un abanico de posibilidades
que nos pueden llevar
tan lejos como queramos.

No traicionemos nuestras convicciones.
Debemos vivir con nuestros espíritus
desde el entusiasmo y el sosiego.

Las mechas de los fuegos
quedarán lejos,
sin el aval de un crecimiento estúpido
que nos haría perder
el ritmo en el sentido adecuado.

No dilapidemos la dignidad.
Seamos responsables con el amor
que indiscutiblemente debe ser libre,
pero sin hacer daño.

Experimentemos en comunicación
para percibir lo que surte un fructífero efecto.
Seamos independientes
en hilo y entre deseos con los otros,
los formidables y benignos,
los cimientos de un auge
que, por colectivo, nos enaltecerá
y nos generará dicha.

Ése es el itinerario del emprendimiento.
Cada día.
Por favor.

Juan Tomás Frutos.

Deja un comentario